Un estudio revela que las bicicletas eléctricas están quitando espacio a los coches

Un estudio realizado por el Instituto Nacional de Transporte de EEUU afirma que el aumento en la compra de bicicletas eléctricas está reduciendo espacio a los coches en las ciudades del país norteamericano.

Los grandes problemas de movilidad de las principales ciudades de EEUU, están motivando a muchos ciudadanos a cambiar el coche por una bicicleta eléctrica, y esto se ve reflejado en las ventas de las e-bikes.

En el estudio se realizaron 1.800 entrevistas a usuarios de bicicletas eléctricas, dónde se les preguntaba el motivo de por qué decidieron comprarse una bicicleta eléctrica y en qué situaciones las utilizaban en su día a día.

Los principales motivos que motivaban a los usuarios a comprarse una e-bike eran principalmente el ocio, la facilidad para poder moverse en núcleos urbanos y así cómo la necesidad de una ayuda para poder seguir practicando el ciclismo, a consecuencia de diversas dolencias que pudieran tener.

Cabe destacar que la causa más repetida fue que el 28% de los encuestados adquirieron la bicicleta eléctrica con la intención de sustituir a su coche en la mayoría de los desplazamientos. Los principales motivos que los impulsaron a tomar esta decisión fueron muy diversos: ya sea desde un punto de vista medioambiental o evitar los problemas de encontrar aparcamiento en el centro de las ciudades. Pero, eso sí, más del 90% eran usuarios de bicicleta tradicional antes de pasarse a las bicicletas eléctricas.

Otros datos que nos muestra el estudio es que las estimaciones de la industria estipulan que dentro de menos de 20 años, en 2035, se habrán vendido más de 100 millones de bicicletas eléctricas en todo el mundo.

Te interesará también: