Gazelle bikes: la histórica marca apuesta por las bicicletas eléctricas

Royal Ductch Gazelle es una marca de bicicletas histórica holandesa, que actualmente emplea a alrededor de 350 personas en su fábrica en Dieren y produce más de 250,000 bicicletas al año.

Es el líder de mercado en los Países Bajos y aunque no tiene distribución en España (que sepamos!) trabaja duro para hacer crecer la organización fuera del país con lo que es fácil que pronto sea fácil de encontrar aquí.

Es la única que cuenta con una certificación ISO-9001 en holanda y su fábrica se encuentra a pocos kilómetros de la localidad holandesa de Arnhem, y ya ha superado la barrera de 15 millones producidas.

Son, pues, testigos de excepción de hacia dónde va el mercado de la bicicleta en el que probablemente sea el país más ciclista del mundo.

Un 35% de producción de eléctricas en 2017

En los próximos años la factoría holandesa producirá más bicicletas eléctricas que normales. Ya en 2017, un 35% de las bicicletas ensambladas  por la compañía holandesa fueron e-bikes.

Royal Dutch Gazelle es historia viva de la bici holandesa. La fábrica es una fusión entre un edificio erigido en 1902 y una línea de ensamblaje y pintura de 7000 metros cuadrados ubicada en una vanguardista extensión construida en 2014, que inauguró personalmente el rey Guillermo Alejandro.

El prefijo “Royal Dutch” se añadió en 1992 coincidiendo el centenario de la compañía. Y es que cumplir 100 años es una condición sine qua non para obtener dicho honor, que además sólo puede recabar en una compañía de un sector.

Te interesará también: