Lobito, la nueva marca de bicicletas eléctricas de montaña

Daniel Oliver, descendiente de los fundaddores de Montesa y Bultaco, ha creado Lobito, una nueva marca de bicicletas eléctricas de montaña.

La empresa, que tiene poco más de un año de vida, consiguió facturar 700.000 euros durante primer año y toda la inversión que tuvo que hacer Oliver la consiguió recuperar en los tres primeros meses. Además, la empresa predice poder superar el millón de euros de ingresos durante 2018 con la venta de 500 bicicletas.

El secreto es el diseño de unas bicicletas de alta calidad  y en la comercialización únicamente “on-line”.  Para ello cuenta con dos aliados de lujo para un producto exclusivo a un precio competitivo, los cuales son Accell Group (líder a nivel europeo de bicicletas eléctricas) y Bosch. La fabricación se realiza en Taiwan, el ensamblaje en Italia y en España se almacenan y se dan los últimos detalles antes de entregar la e-bike al cliente final.

Aquel que compre una Lobito gozará de una bicicleta de montaña de alto nivel y con un motor eléctrico que permitirá alcanzar velocidades de hasta 60 km/h. Además incorpora otros componentes de alta calidad como los amortiguadores Fox, cambio Shimano y un ABS  mecánico que evita el típico vuelco hacia delante al realizar una frenada extrema.

Cabe destacar que Lobito a partir del 1 de marzo empezó a diversificar su oferta con la venta de bicicletas urbanas eléctricas, complementos e incluso tablas de surf con motor.

Te interesará también: