Potencia de las bicicletas eléctricas: ¿cuánta necesito?

Saber elegir correctamente la potencia de las bicicletas eléctricas es todavía un quebradero de cabeza para muchos potenciales usuarios de este sistema. Intentaremos esclarecer un poco tus dudas.

potencia de las bicicletas eléctricas

Para empezar, es imprescindible saber que la potencia de las bicicletas eléctricas tiene un límite legal, es decir, debe ser acorde con la normativa europea.

Para ser reconocidas como Electronic Power Assisted Cycles (EPAC), las bicicletas deben de tener la potencia reguladas, y es que en algunos casos no és sencillo poder diferenciar una bicicleta de una motocicleta. Y hay que recordar que los sistema de seguridad de unas y otras no son del todo iguales.

Y esto solamente nos lo dan los motores de hasta 250kW. Hablamos de una potencia de unos 0.3CV, lo cual será de ayuda en paseos en los que las cuestas no abunden. Hay que contar que so bien el empuje ya es mayor que el que una persona de constitución normal da en cada pedaleo.

Para estas potencias, por cierto, se recomienda colocar los motores en la reda delantera, dado que facilita el empuje a la par que ayuda al ciclista.

Bicicletas eléctricas de hasta 500kW

La potencia de las bicicletas eléctricas se nota en la aceleración de las mismas. A pesar de que la velocidad no aumenta en exceso, ya que se pasa de los 25 a los 32km/h, sí que el empuje de salida es mayor.

Esta pequeña diferencia es suficiente, eso sí, para no pasar los controles mínimos, así que a pesar de que hay bastantes modelos en el mercado que pueden montar estos equipos, deberemos de disfrutarlos en circuitos cerrados, o evidentemente, limitar sus prestaciones.

Bicicletas eléctricas de hasta 1000 vatios

Hablamos de palabras mayores. Responden a la perfección en las subidas, aceleran a gran potencia, se plantan a velocidades superiores a los 45 kilómetros por hora…

Titan R

Es obvio que el peso del ciclista acabará por definir los repuntes que pueda otorgar la potencia de estas máquinas, pero sea como sea, es evidente que no estamos hablando de bicis al uso.

Más allá de los 1000kw

Se trata prácticamente de motos eléctricas disfrazadas de bicicletas eléctricas. Superan sin problemas los terrenos más complejos, alcanzan altas velocidades… y claro está, pueden tener problemas estructurales para soportar los embistes de su motor.

Como es evidente no existe la posibilidad legal de conducirlas, ya que como te contamos en un artículo, los seguros para bicicletas eléctricas, no son necesarios, y eso es algo evidentemente necesario en vehículos de tales potencias).

Deberemos por lo tanto de disfrutar de ellas en un entorno privado… y seguro.

En cuanto a la potencia de las bicicletas eléctricas, 250kW es lo ideal

Al fin y al cabo, y empezando por lo esencial, podemos decir que lo idóneo es aquello que podemos usar legalmente en todos los ámbitos.

La potencia de las bicicletas eléctricas que escojamos debe hacernos plantear si queremos tener un medio de transporte o un capricho. Y es que hemos hablado de la diferencia técnica de la potencia de las bicicletas eléctricas sin mencionar a otro de puntos que decantan la balanza: El dinero.